VAYA FINAL TRISTE PARA UNA VIDA DE MIERDA

VAYA FINAL TRISTE PARA UNA VIDA DE MIERDA

17 feb. 2015

SHIRLEY TEMPLE ERA UNA ENANA ALIENÍGENA (DEMOSTRADO )



"La pequeña Shirley Temple era una enana, alienígena, zorra y prostituta" comentaba convencido George W. Jefferson, estudioso catedrático y reconocido astrofísico que impartía en 1953 clases en la universidad de Kentucky fried chicken.

Shirley fue una "niña prodigio" que triunfó por la década de los años 30. Actriz y bailarina que comenzó aproximadamente hacia los 4 años y que actuaba como Pedro por su casa con una soltura extraordinaria para una niña de su edad. Sus papeles representaban realmente a una niña en situaciones de adultos.¿Cómo lograban qque un bebé pudiera actuar así?

George W. Jefferson está convencido de que la supuesta niña no era tal. Se trataba de un alien con problemas de crecimiento, disfunción sexual y puta. De hecho, como la niña no crecía la jodia, los jefazos de la Fox revisaron miles de fotos de mujeres de mediana edad que pudieran parecerse a ella para pegarle un tiro en la boca y, al cabo de los años, que apareciera esta mujer como la niña ya desarrollada.

Y todo fue porque detrás de su desparpajo, escondía una cruel realidad. Por una parte, quería provocarles un paro cardiaco a los adultos que odiaban a los niños y, por otra parte, fomentaban en las familias que sus pupilos tuvieran los mismos dones que la maldita Shirley, con lo cual los padres acababan pegando, maltratando, violando y matando a sus propios hijos. Todo era perfecto para crear el caos en la Tierra y aniquilar a la mayoría de humanos, adultos y niños.
Un estudio demostró que ver cinco minutos de una actuación de la niña cantando y bailando registraba en los humanos una tensión superior a 210/110 mmHg ,desprendimiento de retina y sequedad anal. Y es que la niña era pro-hostia; daban ganas de reventarla contra una cristalera de colores y contemplarla hasta desangrarse.

Según George W. Jefferson, la alienígena que pertenecía a una estrella llamada Rho Cassiopeiae se sometía cada seis meses a una amputación severa de ciertos tendones que le permitían no crecer. Para ello, los aliens tenían un laboratorio subterraneo en Montana donde la pequeña Shirley se sometía a tratamientos dolorosos para conservar su voz de pito, su estatura e incluso le recortaron los párpados para que la expresión de sus ojos fuera más impactante.
Su pelo era un injerto de lana de oveja merina de Badajoz que tapaba su gigantesca cabeza alienígena al tiempo que le serraban los hombros para que pareciera que sus bracitos eran de niña chica.
George W. Jefferson siempre estuvo en el ojo del huracan de los temibles aliens que lo vigilaban con lupa tras descubrir el verdadero origen de la niña. Jefferson era un gran obstáculo por meter las narices en todo este asunto.
Mientras tanto, la Fox no paraba de hacer películas y el número de niños muertos en manos de sus padres crecía así como los infartos y los íctus.
Un buen día, George W. Jefferson se metió en el camerino de la niña y, enfurecida, sacó del interior de su boca tres tiras de tentáculos y se subió por la pared quedando cogida en el techo. Jefferson cogió una escoba y le metió tal somanta de hostias que al final cedió la niña del techo y, ya en el suelo, la remató rompiéndole la mandíbula inferior y cortando sus miembros, en vivo, con el abrecartas que le regaló Douglas Lorens ( un admirador con síndrome de asperger).

El mal ya estaba hecho. Pero Jefferson logró parar la ofensiva extraterrestre por una larguísima temporada aunque murió a los pocos meses por radioactividad ( se conocé que después de desmembrada, se la folló) y hoy en día, en pleno siglo XXI, vuelve la ofensiva alienígena, esta vez con forma del hijo de Will Smith.

Vean y comprueben en estos videos siguientes, la complejidad de mensajes subliminales que la alienígena-zorra-Sherly transmitía en cada fotograma con sus gestos, su voz chillona y su lenguaje corporal. Aterrador.

El última video es aterrador.

No hay comentarios:

Publicar un comentario